Pavo asado con puré de manzanas

pavo

Este año ha sido la primera vez que he preparado yo la comida de Navidad.  Éramos casi 30, y el primer stress fue saber cuánto pavo tenía que comprar.  Gracias a uno de los dependientes del supermercado, que nos orientó sobre los kilos de pavo que compró él el año pasado para su familia, calculamos Juan y yo que con un pavo de 6 kilos y medio y unas pechugas que compramos aparte habría suficiente.

Segundo stress:  mi madre lleva más de 30 años preparando el pavo en Navidad, y antes que ella mi abuela (la receta original es suya).  Imposible superarlas, pues.  Pero por lo menos, Dios mío, ¡que no lo queme, ni lo deje crudo!

Tercer stress (éste, de Juan): “El pavo no te cabe en el horno”.   El carnicero lo tranquilizó: “¿Es un horno normal?, no se preocupe” y ¡zas!, le cortó la punta de las patas.  “Ahora ya sí le cabe”.

Con todos los ingredientes me puse manos a la obra el sábado por la mañana.  Con más miedo que vergüenza.  Y con la inestimable ayuda de mi cuñada María – que me dio buenos consejos sobre los tiempos de asado y  qué hacer si se me quedaba crudo- y de mi madre, que me contó los cambios que había hecho ella a la receta original.  Salió muy bueno.  

Copio casi literalmente la receta de mi abuela, “casi” porque hice algunas cosas distintas, después de oir los consejos de mi madre y de María.

INGREDIENTES:

  • 1 pavo limpio para asar
  • una bolsita de ciruelas pasas sin hueso
  • 2 manzanas reineta
  • 2 ó 3 cebollas
  • 1 vasito de jerez
  • 200 gr de mantequilla, + unos 20 gr más
  • 3 ó 4 cucharadas de aceite frito

Para el puré de manzanas:

  • 8 manzanas reineta
  • 1  vaso de azúcar
  • 1 vaso y medio de agua

 

MODO DE HACERLO:

Calculo una hora por kilo o tal vez un poco menos si el pavo es muy grande.  Mi madre escribió “6 kilos=4 horas”,  en la receta, y es el tiempo que lo he tenido yo en el horno. 

Salarlo por dentro y meterle un buen trozo de mantequilla (200 gr ), manzanas reinetas en trozos (sin pelar) y ciruelas pasas  (un puñado).

Salarlo por fuera y untarlo todo con mantequilla (con los 20 gr extras).  

 Bañar bien el pavo con aceite frito (yo lo he hecho con aceite de freir patatas; pero si no, se puede bañar con aceite de oliva por las buenas) y ponerlo en una fuente de horno.  Verter medio vaso de agua en la fuente y meter al horno al principio fuerte (220 º);  bajarlo a 180º al cabo de una hora más o menos.

Ir bañando el pavo de vez en cuando con su salsa, durante todo el tiempo de asado.  Al cabo de unas dos horas, añadir las cebollas peladas y partidas en pedazos a la fuente del horno, junto con el resto de ciruelas de la bolsa.

Cuando el pavo está muy dorado por fuera, cubrirlo bien con papel de aluminio.  A las 3 horas, volver a bajar un poco el horno (a 160º).  Se sabe que está hecho cuando al pincharlo con una aguja en el muslo sale juguito blanco.  Cuando está hecho, pero antes de sacarlo, se rocía con el vasito de jerez (“de jerez bueno”, escribía mi abuela).

Se saca el pavo del  horno y se espera a que se enfríe un poco.  Se vacía del relleno para trincharlo.  Arovechar el relleno si se quiere (Aprovecho las ciruelas para pasarlas con la salsa, pero no aprovecho las manzanas).  Trincharlo en caliente es mucho más fácil que hacerlo en frío .  Se cortan en filetes tanto las pechugas como las patas (aunque obviamente los filetes de pata son mucho más pequeños).

Poner la fuente de horno en el fuego para desglasarla, añadiéndole un poco de agua hirviendo para ayudar a rebañar bien la grasa pegada a la fuente del horno. Quitar la cebolla y las ciruelas, colar la salsa para quitarle impurezas y pasar por un pasapurés las ciruelas y las cebollas (y añadirlas a la salsa, claro).  

  Para el puré de manzanas, pelar y cortar las manzanas en cuartos y ponerlas a cocer 10 minutos (desde que empieza a hervir) con el vaso de azúcar y el vaso y medio de agua.  Pasar por un pasapurés.  Servir caliente.

pure_de_manzana

Esta vez las fotos no son mías, eso que salís ganando, ¡jajaja!   Se me olvidó ir haciendo fotos…  La del pavo es de la página “cocinas del mundo” de actualidadviajes.com (pero vamos, que mi pavo era igualito a éste), y la del puré de manzana de freeimages.com.

Después asé las pechugas que compré aparte, con la misma receta (salar, embadurnar de mantequilla, rociar con aceite).  Pero esta vez puse las cebollas y las ciruelas desde el principio, hice una cama para las pechugas con manzana y ciruelas y las regué con el jerez a la media hora de estar en el horno.  Las tuve una hora, a 180 º, y salieron muy buenas y jugosas.

 

 

 

Anuncios

Brownie

p1120106“El brownie de Javi”, para ser más exactos.  Realmente, Javi nunca hizo el brownie.  Pero sí trajo la receta a casa, de una clase de inglés del colegio.  Su profesor nunca supo (ni sabrá, a menos que lea este blog, cosa que dudo) lo que cundió su receta y lo que se la hemos agradecido, porque la hemos hecho un montón de veces.  Sol, por ejemplo, hace un brownie cada vez que alguna de sus amigas del cole o de la facultad cumple años y se juntan para celebrarlo.  Porque además se puede sustituir la harina por maicena y sale igual de bueno , y una de sus mejores amigas es celíaca.  Si lo hacéis “gluten free”, tened únicamente la precaución de elegir un chocolate sin gluten (Valor negro o Nestlé postres, por ejemplo), y de limpiar muy bien todos los utensilios para que no haya restos de harina de trigo.  Va la receta, traducida del inglés, ¡jajaja!:

INGREDIENTES:

  • 270 gr de chocolate negro 
  • 160 gr de mantequilla
  • 330 gr de azúcar
  • 4 huevos
  • 200 gr de harina (que, como escribí antes, se puede sustituir por Maicena)
  • 1/2 cucharadita de levadura
  • 100 gr de nueces (opcional)

MODO DE HACERLO:

Derretir el chocolate con la mantequilla al baño maría y dejar enfriar.P1110295

Batir los huevos con el azúcar.  Añadir el chocolate, mezclar.  Añadir la harina mezclada con la levadura y mezclar.p1120105

Engrasar y enharinar un molde cuadrado (si el molde es antiadherente no hace falta enharinarlo, y si es de silicona ni engrasar ni enharinar).  Yo tengo uno muy bueno pero un poco viejo, así que le pongo papel de horno y engraso el papel.  El papel es luego útil para desmoldarlo, además.

Cocer 35 minutos en horno medio fuerte.  Está más rico cuando se queda un poco crudito por dentro.  En casa lo tomamos a veces con helado de vainilla, o con nata.  Pero solo está buenísimo, sobre todo si lo tomáis templado.

Se pueden añadir nueces a la masa antes de meterlo en el horno, o usarlas para decorar el brownie.  

Trenza de jamón y queso

p1120103

Ésta es otra de las recetas de Rosario.  Va los viernes a un club donde le dan clases de cocina y de manualidades, y trae unas recetas buenísimas que pone en práctica inmediatamente para las cenas de los fines de semana.  Para esta receta se necesita la bechamel del post anterior, dejándola bastante espesa.  Escribo de memoria, la que se sabe bien la receta es Rosario, pero ahora mismo está jugando a la Wii y no está para dictarme recetas.  Se la enseñaré luego, por si quiere cambiar algo.

INGREDIENTES:

  • 1 placa de hojaldre rectangular
  • 6 lonchas de jamón de york
  • 3 ó 4 lonchas de queso
  • bechamel
  • 1 huevo para pintar el hojaldre

MODO DE HACERLO:

Se estira la masa de hojaldre con el rodillo.  Se divide en tres, marcando la masa con un cuchillo sin llegar a cortarla.  Se hacen cortes en los dos lados, primero dos cortes en horizontal y luego los demás en diagonal, de un dedo de ancho más o menos.  Y se extiende una capa de bechamel en el lado del centro.  La bechamel no tiene que estar recién hecha, pues estaría demasiado caliente y se derretiría el hojaldre.  Y, como se ve en las fotos, la bechamel está muy espesa para que no se desborde y sea fácil cerrar la trenza luego.

Encima de la capa de bechamel se pone una capa de lonchas de jamón, otra de queso, otra de jamón y se acaba con una de bechamel.  Nosotras usamos queso gouda, pero también iría bien emmental, havarti…  ¡cualquiera menos tranchettes, por favor!

Se cierra entonces la trenza:  se dobla el lado inferior hacia adentro, y sobre él se va trenzando las tiras diagonales tapando completamente el relleno.

Se pinta con huevo batido, y se mete al horno a 180º unos 20 minutos, hasta que el hojaldre esté dorado.  Se sirve caliente, mientras el queso está derretido.

¡¡¡ÑAM, ÑAM!!!

Bechamel

Hace mucho que no cuelgo ninguna receta.  Ha sido un trimestre complicado, con mucho lío en el cole y en casa.  El caso es que sí he ido haciendo fotos a recetas que hemos hecho (escribo hemos porque las hicimos Rosario, María y yo).   Pero no me había dado tiempo a escribirlas.  Aprovecho las vacaciones…

Empiezo por una salsa bechamel.  Nunca la había escrito porque siempre la hago a ojo.  Pero Rosario trajo el otro día (bueno…  ¡hace mes y medio, más bien!) la receta de una trenza de hojaldre de jamón y queso, y la base es esta salsa.  Copio pues las cantidades de su receta.

INGREDIENTES:

  • 1 litro de leche entera, a temperatura ambiente
  • 120 gr. de mantequilla
  • 120 gr. de harina
  • Sal, pimienta y nuez moscada.

MODO DE HACERLO:

Lo primero que hacemos es tamizar la harina para que no queden luego grumos en la bechamel.p1120085

Se pone luego la mantequilla en un cazo a fuego medio y en cuanto está derretida se añade la harina, removiendo con una varilla para que se mezclen bien la harina y la mantequilla.

Se deja unos minutos sin parar de remover, hasta que la harina esté bien cocida.  Tiene que que quedar una crema amarillenta; no hay que dejar que se tueste demasiado pues dará mal gusto a la bechamel, pero cuidado con dejar la harina cruda…  Cuando está la harina en su punto, huele a pan recién hecho.

p1120088Entonces se va vertiendo la leche poco a poco sin parar de remover.  Cuanto más se mueve la salsa con la varilla, más suave y cremosa queda.  Se añade la sal, la pimienta negra y la nuez moscada al gusto (a mi marido por ejemplo no le gusta la nuez moscada, así que yo pongo muy poquita).  Se deja que cueza unos cinco minutos.

p1120090 Si queda demasiado líquida para la preparación que se quiera hacer, se deja cocer más tiempo a fuego lento, sin parar de remover para que no se pegue.  Si por el contrario está demasiado espesa se puede aclarar añadiendo más leche (y rectificando el punto de sal luego).